¿Cuándo acaban los Ertes en hostelería 2022?

Los ERTEs en hostelería han sido una herramienta fundamental para paliar los efectos de la pandemia en el sector. Sin embargo, el tiempo de su aplicación está llegando a su fin, y a partir de 2022 la hostelería deberá adaptarse a una nueva realidad.

La hostelería es uno de los sectores más afectados por la pandemia, tanto a nivel económico como laboral. Muchos establecimientos han tenido que cerrar sus puertas, y muchos trabajadores han perdido su empleo.

Los ERTEs han sido una herramienta muy útil para afrontar esta situación, ya que han permitido a los trabajadores mantener su empleo aunque con una reducción de jornada o salario.

Sin embargo, el tiempo de los ERTEs está llegando a su fin. A partir de 2022, la hostelería deberá adaptarse a una nueva realidad, en la que los ERTEs ya no serán posibles.

Esto significará un cambio importante para el sector, que tendrá que buscar nuevas formas de hacer frente a la crisis. Se espera que muchos establecimientos no puedan sobrevivir, y que muchos trabajadores vuelvan a perder su empleo.

La hostelería necesitará un tiempo para recuperarse, pero con el apoyo de todos podrá superar esta nueva etapa.

¿Qué pasa con los Ertes a partir de marzo 2022?

Los Ertes de suspensión de contratos de trabajo, actualmente en vigor en España, finalizarán a partir del 1 de marzo de 2022. A partir de esa fecha, los trabajadores afectados por los Ertes deberán reincorporarse a sus puestos de trabajo o, en su defecto, ser despedidos de forma objetiva. Los despidos objetivos serán aquellos que se produzcan por causas económicas, técnicas, organizativas o productivas (ETOP).

Los Ertes de suspensión de contratos de trabajo fueron introducidos en España como medida excepcional para hacer frente a la crisis provocada por la pandemia de COVID-19. Los Ertes permitieron a las empresas suspender los contratos de trabajo de sus empleados de forma temporal y, en algunos casos, reducir sus salarios. En la actualidad, hay más de dos millones de trabajadores afectados por los Ertes.

La finalización de los Ertes no significa que vaya a haber un aumento significativo del número de despidos. De hecho, las empresas solo podrán realizar despidos objetivos si pueden demostrar que existen causas económicas, técnicas, organizativas o productivas que lo justifiquen. No obstante, se espera que el número de despidos objetivos aumente en los próximos meses debido a la incertidumbre económica provocada por la pandemia.

Los trabajadores afectados por los Ertes deberán ser reincorporados a sus puestos de trabajo o, en su defecto, ser despedidos de forma objetiva. Los despidos objetivos serán aquellos que se produzcan por causas económicas, técnicas, organizativas o productivas (ETOP).

La finalización de los Ertes no significa que vaya a haber un aumento significativo del número de despidos. De hecho, las empresas solo podrán realizar despidos objetivos si pueden demostrar que existen causas económicas, técnicas, organizativas o productivas que lo justifiquen. No obstante, se espera que el número de despidos objetivos aumente en los próximos meses debido a la incertidumbre económica provocada por la pandemia.

¿Qué pasa con los Ertes a partir de abril 2022?

Los Ertes, o Expedientes de Regulación Temporal de Empleo, son una medida extraordinaria que se puso en marcha durante la pandemia de coronavirus para que las empresas no tuvieran que despedir a sus trabajadores. Sin embargo, esta medida tiene una fecha de caducidad y a partir de abril de 2022, los Ertes dejarán de estar vigentes.

Por lo tanto, a partir de esa fecha, las empresas que hayan estado utilizando Ertes deberán decidir si reincorporan a todos sus trabajadores, si los despedirán o si les ofrecen un contrato a tiempo parcial. En cualquier caso, lo importante es que las empresas se pongan en contacto con sus trabajadores y les informen de las decisiones que se hayan tomado.

Por su parte, los trabajadores también deberán tomar una decisión: si vuelven a la empresa, si buscan otro trabajo o si deciden montar su propio negocio. En cualquier caso, lo importante es que se informen bien de todas las opciones que tienen y tomen la decisión que mejor se adapte a sus necesidades.

¿Cuándo termina el ERTE 2022?

Los ERTE podrán solicitarse hasta el 30 de junio de 2022. Aunque la suspensión o reducción de la jornada laboral podrá acordarse hasta el 31 de diciembre de 2022, en función de las previsiones económicas y el impacto que la pandemia esté teniendo en la actividad de la empresa.

Los ERTE de fuerza mayor seguirán vigentes para aquellas empresas cuyo sector se vea especialmente afectado por la crisis. Y, aunque la situación económica general vaya mejorando, es posible que algunos sectores no recuperen su actividad habitual hasta dentro de unos años.

En cualquier caso, el Ministerio de Trabajo estará evaluando la situación de forma periódica y, si las previsiones económicas así lo permiten, se podría dar el paso de flexibilizar o eliminar los ERTE de fuerza mayor.

Por otro lado, los ERTE por causa de fuerza mayor o producción insuficiente seguirán vigentes hasta el 30 de junio de 2022. No obstante, el Gobierno está estudiando la posibilidad de que, a partir del 1 de julio de 2022, las empresas puedan acogerse a un ERTE por causas económicas, técnicas, organizativas o de producción.

En cualquier caso, el Ministerio de Trabajo seguirá evaluando la situación de forma periódica y, si las previsiones económicas así lo permiten, se podría dar el paso de flexibilizar o eliminar los ERTE.

¿Cuánto dura el ERTE en hostelería?

Según lo que se ha acordado en el último decreto de Estado de Alarma, el cierre de los negocios de hostelería se prolongará hasta el 9 de mayo. No obstante, esto no significa que todos los empleados de este sector vayan a estar de baja durante ese tiempo. De hecho, muchos de ellos no cobrarán ningún tipo de subsidio porque sus empresas no han solicitado el ERTE.

El ERTE es un expediente de regulación temporal de empleo que permite a las empresas suspender o reducir la jornada laboral de sus trabajadores en periodos de crisis. En el caso de los trabajadores afectados, el subsidio que reciben es del 70% de su salario base, siendo el máximo de 1.050 euros al mes.

No obstante, el ERTE no es un procedimiento automático. Las empresas deben solicitarlo a la autoridad laboral y, una vez aprobado, notificarlo a sus trabajadores. Además, el periodo de suspensión o reducción de la jornada laboral no puede superar los 9 meses.

Por tanto, si tu empresa no ha solicitado el ERTE, es posible que te encuentres en situación de desempleo a partir del 9 de mayo. En este caso, lo mejor que puedes hacer es solicitar el subsidio por desempleo. Para ello, debes acudir a tu oficina de empleo o solicitarlo a través de la web de la Seguridad Social.

¿Quieres encontrar trabajo?

¿Quieres encontrar trabajo?